Patinar un bonito día de invierno

Ya podemos decirlo… ¡Por fin ha llegado el frío! Si que es cierto que parece que todo se vuelve más gris, los días son más cortos y no se puede disfrutar de actividades al aire libre, pero hoy os propongo una actividad en pareja que os encantará. Una de las cosas que más me gusta del invierno es poder ir a patinar sobre hielo. Es una manera de hacer deporte, disfrutar muchísimo y, porque no, sacar tu lado más artístico.

vintage_love_story_yes_01

Pareja de novios patinando sobre hielo

Seguro que todos habéis soñado alguna vez con poder patinar en la preciosa pista de hielo del Rockefeller Center en Nueva York. Está en mi larga lista de cosas por hacer en la vida. Y es que desde que vi la película de Serendipity (os la recomiendo porque es preciosa) sueño con poder patinar con mi chico bajo las luces de navidad y la mirada de los altos rascacielos. Lo se, soy un poco soñadora, pero como aún queda un poquito para poder cumplirlo he encontrado una opción muy interesante. Desde hace un año por navidad, en la Plaza Cataluña de Barcelona montan una pista de hielo para poder ir a patinar. Aunque no es al aire libre es lo más parecido que he encontrado. Podéis aprovechar para ir al centro de la ciudad, hacer una cuantas compras navideñas, apuntar cositas para vuestra lista de reyes, ver las calles iluminadas y patinar una horita sobre hielo.

Christmas at Rockefeller Center, 2008

Rockefeller Center de Nueva York

Plaza Cataluña en navidad

Plaza Cataluña en navidad

Pista de hielo en Barcelona

Pista de hielo en Barcelona

Bueno, ¿a qué estáis esperando? ¡Vamos a patinar!

El vestido de novia de Lady Mary

Hacía mucho tiempo que esperaba este momento. Desde que empecé a ver la serie Downton Abbey supe que Lady Mary y Matthew Crawley estaban destinados a estar juntos. Ayer por fin pudimos ver el inicio más importante de su historia, su boda. Una de las mayores intrigas era cómo sería el vestido de la novia.

Como todos sabéis, las últimas tendencias en vestidos de novia nos han llevado a los años 20. El estilo vintage está más de moda que nunca y por eso el vestido de Lady Mary ha tenido una gran acogida.

Es un diseño exclusivo de Caroline McCall en tono marfil. El cuerpo del vestido es completamente recto y hasta los pies. Las mangas y el cuello son de tela vaporosa y le dan un toque diferente al vestido junto con el sencillo cinturón de seda. A esto unimos el precioso velo que en esa época, por su longitud era propio de la realeza. Pero si debo destacar algo en especial del atuendo de Lady Mary es la preciosa diadema en forma de guirnalda diseñada por los artesanos Bentley & Skinner.

A lo largo de la serie hemos podido ver como el vestuario se iba adaptando a cada acontecimiento y al paso de los años. Al acabar la guerra se puede ver reflejado el espíritu de “los locos años 20”  tanto por el vestuario como por el cambio de tipos de peinados. Además, la gran mayoría de los vestidos usados en la serie son originales del siglo pasado o bien han sido usados en otras series de la época.

Pero volviendo al vestido de Lady Mary, ¿no os parece haberlo visto antes? Este diseño es muy parecido al que lució la Reina Madre en su boda con el rey Jorge VI el 26 de abril de 1923.  Las dos se casaron en la misma época, a principios de los años 20 y ambas, al seguir siempre las últimas tendencias coinciden en el tipo de vestido. Eso si, el de Lady Mary es mucho más sencillo y discreto que el de la reina , hecho a mano por la modista londinense Madame Handley Seymour.

¿Qué os ha parecido el vestido de novia de Lady Mary? ¡A mi me ha encantado! Y como dato informativo deciros que no será la única novia que veremos esta temporada en Downton Abbey. ¡No os lo perdáis!

Un regalo diferente

¿Alguna vez os ha pasado que queréis regalar algo original a unos novios y no sabéis qué? ¡Hoy os traigo una solución para este problema! JC Apotecari Barcelona ha creado las Wedding Box, unas cajas en las que puedes escoger productos para que los novios puedan relajarse antes y después de la boda.

Hay diferentes modelos de wedding box, tanto para el novio como para la novia, y podéis o escoger una caja y rellenarla con los productos que más os gusten o bien coger una caja ya cerrada con los productos recomendados. También te dan la posibilidad de enviarla por correo con un mensaje personalizado.¡Estoy segura de  que los novios os lo agradecerán muchísimo!

En su web podréis encontrar los diferentes tipos de Wedding Box y todo lo que contienen. ¡Ya no tendréis que preocuparos de qué regalar a los novios!

Como veis hay mil ideas para ser originales y regalar algo un poco menos convencional.  ¿Qué os parecen las Wedding Box?

Route Me

El pasado sábado tuve la oportunidad de ir a la “Route Me”, una exposición relacionada con el mundo de las bodas en el Hotel Melià ME de Barcelona. Nunca había estado en este hotel y me pareció espectacular a la vez que perfecto para una boda urbana. Está situado en la Avenida Diagonal, muy cerquita del mar, y tanto sus magníficas vistas como sus estancias modernas y sofisticadas le dan una versión distinta e innovadora a cómo puede ser una boda.

La “Route Me” estaba dividida en tres plantas. En la primera de ellas,  una suite preciosa y muy elegante, encontrábamos las creaciones de la diseñadora InmaCle. Fue un gran descubrimiento para mi y me quedé enamorada de sus vestidos. Sus modelos inspirados en los años 20, son muy originales y diferentes, perfectos para las novias que quieran salir de los clásicos e ir espectaculares en su gran día. En las fotos podéis ver también sus tocados, ¡simplemente ideales!

En el mismo espacio estaba expuesta la nueva colección de zapatos y bolsos de la marca Enepe. Los modelos expuestos eran, la mayoría de ellos, de un estilo clásico y muy elegante.

En la segunda planta encontramos una mesa de dulces que me encantó. Todavía no había visto ninguna en las bodas a las que he ido este año y no pude evitar probarlo. Además, ¡todo estaba buenísimo! Después pudimos disfrutar de la degustación de Martini.

En la misma planta estaba la amplia terraza del hotel preparada para poder realizar una boda. Como podéis ver en las imágenes habían colocado una alfombra roja rodeada de velitas y todos los novios que quisieran podían hacer el paseo hasta el altar y allí celebrar su boda ficticia.

Por último pudimos degustar algunas de las creaciones culinarias del catering del Hotel Me. ¡Y por fin pude conocer a Don Ostra! Había oído hablar mucho sobre él y me encantó encontrármelo allí. Presentó también su nuevo servicio, el Pianobar. Mientras un músico toca tu canción el camarero te va preparando el cocktail perfecto acorde con las notas musicales que van sonando. ¿No os parece una idea original?

Otro de los descubrimientos de la tarde fue la empresa 1001 invitaciones. Me encantaron sus diseños personalizados. Si queréis hacer algo original y divertido no dudéis en poneros en contacto con estas chicas y os lo harán a medida. Una de las invitaciones de muestra que más me gusto fue la carátula del álbum Abbey Roat  con la imagen de los novios, ¡perfecto para los fans de The Beatles!

Y por último pudimos degustar los originales cocktails del Hotel ME. ¡Buenísimos!

Espero que os haya gustado el post y os animo a que asistáis a la próxima edición. Tranquilo que desde aquí os tendré informados. ¡Feliz fin de semana!

I love vespa!

Os tengo que confesar una cosita… ¡soy una enamorada de las vespas! No veo el momento de poder tener la mía propia para recorrer con ella las calles de Barcelona. Y es que, ¿quién no ha soñado subirse a una vespa roja y perderse con alguien? Yo me enamoré de ellas en cuanto vi a Audrey Hepburn subirse a la vespa con Gregory Peck en Vacaciones en Roma.

La historia ha convertido a Vespa no en una simple scooter sino en un mito, una forma de ser, de pensar y de expresarse. Vespa ha sido, con el paso de las décadas, interpretación y expresión de la sociedad en continua evolución. Esta moto tan especial nació en 1943 y desde entonces miles de viajeros y soñadores se han subido en ella para recorrer el mundo.

Hace unos días me entró la curiosidad y empecé a buscar bodas en las que aparecieran las vespas y hay muchísimas. ¡Son tan bonitas! ¡Os dejo una selección de mis preferidas!

Visto aquí

Visto aquí

Visto aquí

Visto aquí

Visto aquí

Visto aquí

¡Vivan las vespas y viva el amor!